Debido a su porte tan llamativo y a las necesidades de su cultivo es una suculenta colgante perfecta para el balcón o en la terraza. En este tipo de condiciones, pueden llegar tener una envergadura de 1 metro.

Es una planta muy rústica que se desarrolla a la perfección plantada en maceta en el balcón o la terraza.