Las hojas están dispuestas en espiral, son simples, enteras y ovaladas con una apreciable textura coriácea que miden de 5 a 15 centímetros de longitud y con un ancho de 4 a 8 centímetros, según el estado de desarrollo de la planta.

Si se producen cortes en sus ramas u hojas suele segregar una sustancia de aspecto lechoso que puede ser irritante para la piel.